Todos los cristianos saben que Yeshua – T.C.C. Jesús– nació en Belén. Lo saben porque han estado leyendo y escuchando las historias que cuentan Mateo y Lucas. Pero así como en las genealogías, en estos cuentos se contradicen, también.

         

       Tal vez quieras que te diga dónde nació Yeshua – T.C.C. Jesús– si no fue en Belén. No sé dónde nació realmente y estoy seguro  de que nadie lo sabe. Lo que sí sé es que no nació en el pueblo de David.

         

       Tal como lo hicieron antes, Mateo y Lucas estaban tratando hacer que Yeshua – T.C.C. Jesús– cubriera el otro de los requisitos para ser mesías.


Miqueas


5:2 Pero tú, Belén Efrata, pequeña para estar entre las familias de Judá, de ti me saldrá el que será Señor en Israel; y sus salidas son desde el principio, desde los días de la eternidad.


       De acuerdo a las historias de Lucas y Mateo, Yeshua – T.C.C. Jesús– nació en Belén. El problema, nuevamente, está en los detalles.

Lucas dice que José y María vivían en Nazaret, y debido al censo; tuvieron que ir a Belén. Una vez allí, no pudieron encontrar un lugar en el mesón, por lo que tuvieron que irse a un establo. Entonces María entró en labor de parto y dio a luz a  Yeshua – T.C.C. Jesús. Algunos ángeles les avisaron a unos pastores del nacimiento del salvador, y todos ellos fueron a adorarle.  Y ¡taran! La profecía se había cumplido. Esa fue la forma que Lucas ideó para que el cristo que estaba creando naciera en Belén.   

         

       Si Lucas hubiera sido el único en escribir acerca del lugar de nacimiento de Yeshua – T.C.C. Jesús, le hubiera creído. Pero yo ya había leído el cuento de Mateo, y todos los problemas comenzaron.

         

       Según Mateo, José y María no vivían en Nazaret, vivían en Belén. Tenían su propia casa.

         

       Lee lo que escribió Mateo:


Mateo


2:11 Y al entrar en la casa, vieron al niño con su madre María, y postrándose, lo adoraron; y abriendo sus tesoros, le ofrecieron presentes: oro, incienso y mirra.  


       Cuando los magos llegan a Belén, no van a un establo a “adorar” al recién nacido rey de los judíos. Como lo puedes ver en el versículo arriba citado, entran a una casa.


       Por eso es que Mateo no mencionó el mesón, el establo ni los pastores. No lo hizo porque su versión no los necesitaba. José y María tenían una casa en Belén. ¿Para qué iban a necesitar un mesón?

Según Mateo, José y María tenían su residencia permanente en Belén.


Mateo


2:19 Pero después de muerto Herodes, he aquí un ángel del Señor apareció en sueños a José en Egipto,


2:20 diciendo: Levántate, toma al niño y a su madre, y vete a tierra de Israel, porque han muerto los que procuraban la muerte del niño.


2:21 Entonces él se levantó, y tomó al niño y a su madre, y vino a tierra de Israel.


2:22 Pero oyendo que Arquelao reinaba en Judea en lugar de Herodes su padre, tuvo temor de ir allá; pero avisado por revelación en sueños, se fue a la región de Galilea,


2:23 y vino y habitó en la ciudad que se llama Nazaret, para que se cumpliese lo que fue dicho por los profetas, que habría de ser llamado nazareno.


       Mateo cuenta que después de que el ángel le avisó, José llevó a su familia de regreso a Israel. Al principio, él quería regresar a su casa en Belén que estaba en Judea, pero cuando oyó que Arquelao reinaba allí, decidió irse a Nazaret.

         

       Es evidente en el evangelio de Mateo que José y María establecieron su residencia en Nazaret después de regresar de Egipto.   

         

       Los cuentos de Lucas y Mateo referentes al nacimiento de Yeshua – T.C.C. Jesús– no se complementan, se contradicen. Lucas nunca mencionó que José se llevó a su familia a Egipto, ni a los magos que vinieron del oriente. Y eso fue porque Lucas no estaba tratando de cumplir tantas supuestas profecías.     

         

       La cuestión es que nadie sabía de Yeshua – T.C.C. Jesús– antes de su aparición en la escena político-religiosa. Lucas y Mateo tuvieron que inventar su surgimiento. O tal vez si sabían sus orígenes, pero tuvieron que cambiarlos para que Yeshua – T.C.C. Jesús– pudiera pasar como el mesías esperado.

         

       Al crear sus historias, Mateo Y Lucas estaban tratando de matar dos pájaros de un tiro; cumplían el requisito de nacer en Belén y, a la misma vez, cumplían lo que ellos pensaban era otro requisito: lo llamarán Nazareno.

Por eso era que necesitaban que   Yeshua – T.C.C. Jesús– estuviera relacionado tanto a Nazaret como a Belén.


       Pero ¡estaban totalmente equivocados! En sus esfuerzos por hacer de Yeshua – T.C.C. Jesús– el mesías perfecto, trataron de hacer cumplir en él cada una de las profecías escritas por los levitas, sólo que esas profecías habían sido escritas para que las cumplieran otros libertadores antes de Yeshua – T.C.C. Jesús. Como todos sabemos, él no sería el primer mesías de los judíos.

Es más, lo llamarán Nazareno, ni siquiera es una profecía; un Nazareo es un hombre o una mujer que dedica su vida a dios:


Números


6:2 Habla a los hijos de Israel y diles: El hombre o la mujer que se apartare haciendo voto de nazareo, para dedicarse a Jehová,


6:3 se abstendrá de vino y de sidra; no beberá vinagre de vino, ni vinagre de sidra, ni beberá ningún licor de uvas, ni tampoco comerá uvas frescas ni secas.


       Esta es una contundente prueba de que el conocimiento que Lucas y Mateo tenían de las escrituras era muy limitado. Primero, confundieron la palabra nazareo con Nazareno. Segundo, pensaron que un nazareo era una persona que vivía en un lugar llamado Nazaret, no una persona que se dedicaba a adorar a dios. Si lo hubieran sabido, nunca hubieran escrito esos versículos donde Yeshua – T.C.C. Jesús–  bebía vino…


Mateo


11:19 Vino el Hijo del Hombre, que come y bebe, y dicen: He aquí un hombre comilón, y bebedor de vino, amigo de publicanos y de pecadores


Lucas


7:34 Vino el Hijo del Hombre, que come y bebe, y decís: Este es un hombre comilón y bebedor de vino, amigo de publicanos y de pecadores.


22:18 porque os digo que no beberé más del fruto de la vid, hasta que el reino de Dios venga.


…porque un nazareo no tenía permiso de beberlo. Esto también prueba que Yeshua – T.C.C. Jesús–  no sabía que iba a ser llamado Nazareo; de lo contrario, nunca hubiera bebido el elixir de la vid.

         

       Sin embargo, tanto Lucas como Mateo pensaron que, para ser llamado “Nazareno”, Yeshua – T.C.C. Jesús–  tenía que residir en un pueblo llamado Nazaret, y no importaba como, ellos lo tenían que hacer aterrizar allí.

           

       Cómo ya puntualizamos antes, Mateo se impuso la misión de hacer cumplir hasta la más mínima profecía en Yeshua – T.C.C. Jesús. Su afán de que su mesías cumpliera todos los “requisitos” lo llevó a inventar que José se llevó a su familia a Egipto. Eso se debió a que había una supuesta profecía que decía:


Oseas


11:1 Cuando Israel era muchacho, yo lo amé, y de Egipto llamé a mi hijo.

         

       Mas esa no es una profecía que algún mesías debía cumplir. Oseas estaba relatando cómo su dios había liberado a su pueblo, Israel.

         

       Mateo, con su gran ignorancia, pensó que Yeshua – T.C.C. Jesús– debía provenir de Egipto, por eso inventó que José se fue para ese lugar. Y digo que lo inventó porque Lucas en ningún momento menciona la estancia de José en la tierra de los faraones.

         

       Lee lo que dice mateo:


Mateo


2:14 Y él, despertando, tomó de noche al niño y a su madre, y se fue a Egipto,

2:15 y estuvo allá hasta la muerte de Herodes; para que se cumpliese lo que dijo el Señor por medio del profeta, cuando dijo: De Egipto llamé a mi Hijo.

         

       Nuevamente, Mateo está haciendo que su mesías cumpla un requisito que ni siquiera era tal.

         

       Volviendo al supuesto lugar de nacimiento de Yeshua – T.C.C. Jesús, he revisado algunos mapas que se hicieron del Israel de la antigüedad, y no he visto ningún pueblo o ciudad llamada Nazaret. No me sorprendería que Mateo y Lucas tuvieran que ir al extremo de inventar una ciudad para hacer que su “profecía” se cumpliera.

         

       ¿Cuál de los dos “apóstoles” está mintiendo acerca de las circunstancias que rodean el lugar de nacimiento de Yeshua – T.C.C. Jesús? ¿Es acaso Mateo? Quien dice que José y María vivían en Belén y después de regresar de Egipto, establecieron su residencia en Nazaret, ¿o es Lucas? Quien dice que José y María vivían en Nazaret antes de que Yeshua – T.C.C. Jesús– naciera. Yo pienso que ambos están mintiendo. La verdad es que Yeshua – T.C.C. Jesús– no nació en Belén. Si así hubiera sido, el judío común de su tiempo no hubiera dudado de que él pudiera ser el mesías, y tanto Mateo como Lucas hubieran escrito las mismas circunstancias alrededor de su nacimiento.

         

       Está claro que tanto Mateo como Lucas sabían que tenían que hacer que Yeshua – T.C.C. Jesús– naciera en Belén para que fuera aceptado como el mesías, pero la única forma de lograrlo era mintiendo porque sabían que Yeshua – T.C.C. Jesús– había nacido en otro lugar.

         

       Yeshua – T.C.C. Jesús– no cubrió el segundo requisito que todos los libertadores debían cubrir, por más que los autores de los evangelios se esforzaron. Su nacimiento no fue en Belén, y tenía que haber nacido allí para ser considerado el cristo, por lo tanto, está descalificado para serlo.


<<Anterior  Siguiente>>


  


Site developed by Sergio Arroyos